Tragedias sin asombro: la violencia contra niños y niñas en Colombia

Las noticias recientes sobre crímenes atroces contra niños, niñas y adolescentes son apenas expresiones de un problema más profundo y cuyo remedio implicaría cambios de igual profundidad. Donde están las raíces de este drama y cómo erradicarlas.

Ejemplos del horror

Cerca del 32 por ciento de los colombianos aún no alcanzan su mayoría de edad. Es decir, se trata de niños y niñas a quienes el Estado, la sociedad y sus familias deben garantizar una protección integral.

Y sin embargo por acción u omisión el cumplimiento de este deber sigue siendo precario. El goce efectivo de los derechos de los niños no se cumple, está en riesgo o es vulnerado de maneras crudas, como relatan las noticias de estos días.

    1) En Florencia, Caquetá, cuatro niños fueron brutalmente asesinados (Samuel, de 17 años; Juliana, de 14; Laura Jimena, de 10; y Déinner Alfredo, 4), mientras que su hermano logró huir malherido y narrar la masacre. El crimen fue perpetrado en su hogar, ante la ausencia de los padres o de un adulto que cuidara de ellos. Todo indica que este fue el desenlace de un conflicto de linderos y se investiga la presunta negligencia de las autoridades para evitarlo.

La complicidad empresarial en la guerra

Durante la aprobación vía fast-track del acto legislativo que crea la Jurisdicción Especial de Paz -JEP- uno de los puntos que más polémica generó fue el de la responsabilidad de los no-armados que cometieron crímenes en el conflicto. Dadas las últimas modificaciones que sufrió, y la experiencia internacional sobre el tema, es posible anticipar que serán muy pocas las empresas y los empresarios que terminarán siendo juzgados por la justicia transicional.

La complicidad corporativa

Aunque los periodistas normalmente hemos cubierto la guerra como una confrontación entre grupos armados, el conflicto también ha tenido toda una variable económica que más temprano que tarde saldrá a relucir en la Comisión de la Verdad y también en la JEP.

Así como muchos empresarios en Colombia han sido víctimas de las guerrillas y extorsionados tanto por ellas como por los paramilitares, muchos otros financiaron la expansión de grupos paramilitares, se aliaron con ellos para despojar tierras valiosas para sus proyectos productivos y fueron cómplices de muchas violaciones de derechos humanos.

En un estudio reciente, la Universidad de Oxford (2016) identificó 26 procesos judiciales en Justicia y Paz iniciados en contra de empresarios en el país por su complicidad con la violencia de los grupos paramilitares. Entre estos están los casos de Urapalma en el Urabá, del Fondo Ganadero de Córdoba y de Chiquita Brands en el Urabá.

“Las plantas son organismos mucho más sensitivos que los animales”

¿Qué sienten las plantas? ¿Se comunican? ¿Son seres inteligentes? Stefano Mancuso, el neurobiólogo que más las ha estudiado, nos abre la puerta al mundo secreto y desconocido de un reino que ha permanecido invisible mucho tiempo, a pesar de proporcionarnos oxígeno, comida, energía y medicamentos: el vegetal.

Durante miles de años, las plantas han estado condenadas a través del imaginario colectivo a un rol fundamentalmente pasivo. Han permanecido invisibles ante nuestros ojos, y no han sido consideradas en toda su complejidad. Por eso, Stefano Mancuso (Italia, 1965), director del Laboratorio Internacional de Neurobiología Vegetal de la Universidad de Florencia (Italia) y una de las máximas autoridades mundiales en neurobiología vegetal, ha dedicado toda su carrera científica a desmitificar nuestra visión de las plantas.

Convertido en abanderado mundial del reino vegetal, Mancuso, que acaba de publicar su libro Plant Revolution (editorial Giunti), sostiene que las plantas son seres inteligentes con capacidades sensoriales mucho más sofisticadas que cualquiera de los seres vivos del planeta y defiende su forma de inteligencia distribuida, que imitan sistemas como internet.

Aunque ninguna planta fue transportada en el Arca de Noé para salvaguardar al mundo según el relato bíblico –dice el neurobiólogo en una famosa charla TED–, las plantas son la base de la alimentación de una gran parte del reino animal y proporcionan oxígeno, energía y medicamentos, entre otros. El científico argumenta que las plantas constituyen más del 90% de las formas de vida de la Tierra, pero durante mucho tiempo se ha ignorado el increíble aprendizaje que ofrecen.

Formalizar precarizando y aumentar rentabilidad de Fondos Privados

Por: Carlos J. Díaz Lotero*

Según la Superintendencia Financiera, en Colombia hay 1'337.723 personas pensionadas, de las cuales el 91% (1'246.643) están en el Régimen de Prima Media administrado por Colpensiones, o sea el régimen público; y el 9% (111.080 personas) en los fondos privados.

De los 6,4 millones de afiliados a Colpensiones solo cotizan 2,8 millones, mientras que en las Administradoras de Fondos Privados, de los 13,8 millones de afiliados, cotizan 6,2 millones [i].

Durante la instalación del X Congreso de los Fondos de Pensiones realizado recientemente en Cartagena, el presidente del consejo directivo de Asofondos, Miguel Largacha, planteó la importancia de una reforma pensional, así como medidas laborales para formalizar el empleo, dado que dos terceras partes de la fuerza laboral está en la informalidad, es decir no cotiza al sistema contributivo de la seguridad social. Asimismo, informó que los ahorros de los casi 14 millones de afiliados a los fondos privados ascienden a $199 billones, equivalente al 82% del presupuesto de la nación para este año.

Digamos que en principio es válida la propuesta de formalizar el trabajo para ir aumentando la cobertura pensional, pues hoy solo el 34% de los ocupados cotiza al sistema. El problema de la propuesta de Asofondos es que la formalización la fundamentan en el desgastado supuesto de que el empleo formal es resultado directo de la reducción de costos laborales, empezando por el desmonte de las contribuciones parafiscales.

Curso on-line: “Resistencias feministas al poder corporativo”

¿Qué entendemos por economía feminista? ¿Cuáles son las principales dimensiones e impactos del poder corporativo? ¿Qué aprendizajes podemos destacar de las resistencias feministas frente a las empresas transnacionales y los tratados de libre (...)

Greenpeace apoya el reclamo contra la minera Anglogold Ashanti en Antioquía

19 de abril de 2017.- Greenpeace manifestó su apoyo y solidaridad con la comunidad de Jericó Antioquia, que rechazó nuevamente la instalación ilegítima de la minera Anglogold Ashanti en el suroeste antioqueño.

“Las actividades de la empresa implican un peligro serio para las fuentes hídricas de la región y en especial para el río Cauca y sus afluentes; el Estado debe garantizar el derecho a un ambiente sano y al agua potable de los habitantes” señaló Silvia Gomez, coordinadora de Greenpeace en Colombia.

Desde el año 2008, estas comunidades ven afectado su territorio por las 110 perforaciones que ya realizó la empresa y por ese motivo se oponen a las 16 plataformas previstas para este año y el próximo. “Anglogold Ashanti debe retirarse de Antioquia y el Estado colombiano debe hacer cumplir la normativa para garantizar los derechos fundamentales consagrados en la Constitución Política. De acuerdo a lo establecido por la Corte Constitucional los municipios deben ser consultados frente al desarrollo de este tipo de proyectos que generan alto impacto en el territorio”, dijo Gomez.

Recientemente los pobladores del municipio de Cajamarca se manifestaron en un 97 % en contra del desarrollo de los proyectos mineros en la región, un antecedente en línea con los reclamos de las comunidades de Antioquia y con la necesidad de priorizar el interés general de la sociedad frente al interés particular de las empresas y la locomotora minera.

CUANDO LA RED SANITARIA SE CONVIERTE EN BLANCO DE GUERRA

Por: Alvaro Lagresa.

Una de las estrategias de guerra más crueles utilizada en los conflictos bélicos modernos es la destrucción del sistema de salud enemigo. En 1988, la Resistencia Nacional de Mozambique (RENAMO) dejó a 2 millones de personas sin cobertura médica básica al saquear los centros de atención primaria del Estado. Pocos años después, durante el genocidio de Ruanda, hospitales de todo el país fueron arrasados por los Interahamwe —las cuadrillas que ejecutaron el genocidio—, atacando, secuestrando, torturando y asesinando a personal médico y pacientes, e inhabilitando la infraestructura sanitaria.

Como apuntan distintos informes y expertos en la materia, la destrucción de la red sanitaria desencadena una serie de nefastos sucesos que pueden sumir a un país entero en una verdadera catástrofe humanitaria. En este sentido, Erin Kenney, técnico en la OMS para el Programa de Emergencias Sanitarias, afirma que este tipo de ataques amenazan avances en salud pública que necesitaron décadas de trabajo para realizarse, incluyendo la cobertura universal o los servicios de emergencias. De la misma forma, la asistencia médica durante un conflicto se ve gravemente comprometida en un contexto donde la red sanitaria es un objetivo de guerra, como indica Bruno Jochum, Director de Médicos Sin Fronteras (MSF) Suiza.

Además, cuando se ataca el sistema de salud, no se atacan solamente hospitales y centros de salud, sino también al personal sanitario de cualquier tipo, a los distintos vehículos de transporte médico, a cualquier paciente, y a las entidades políticas y académicas relacionadas con la salud. En cualquier conflicto armado, la violación de estos elementos se considera un crimen de guerra. Así, Physicians for Human Rights utiliza el concepto de neutralidad médica como el principio de no interferencia con la red de salud en un contexto de conflicto armado.

Renovación Sindical TV: Jorge Andres Vargas de Sintrainagro

Renovación Sindical TV: Enrrique Herrera de Usmis

Renovación Sindical TV: Gladis Casadiego Presidente de Asdem

Renovación Sindical TV: Andres Ocampo Presidente despedido de Sintravidricol

Renovación Sindical TV: Fernando Ospina Presidente de Adida

Renovación Sindical TV: Fernando Muñoz de Sintracomnoel

Renovación Sindical TV: Gladis Torres de Sintracihobi

Renovación Sindical TV: John Jairo Mora de UNEB - Unión Nacional de Empleados Bancarios

Renovación Sindical TV: Gonzalo Yepes Fiscal de Sintralanders

Renovación Sindical TV: Noralba Sanchez Presidente Sintranore Antioquia

Renovación Sindical TV: Marta Pulgarín Presidenta Sindicato Hospital General de Medellin

Renovación Sindical TV: Guillermo Giraldo Presidente UGTI Antioquia

Renovación Sindical TV: Yezid Galeano Presidente Aspu Colegio Mayor Antioquia

Páginas

Subscribe to RENOVACIÓN SINDICAL ANTIOQUIA RSS