CSA

CSA y CUT Brasil promueven Diálogo Político sobre Futuro del Trabajo en el marco del Foro Social Mundial 2018

Con el apoyo de ACTRAV/OIT y de la Fundación Friedrich Ebert – FES, la carpa Futuro del Trabajo, organizada por la CSA conjuntamente con la CUT Brasil, reunió centenas de personas en el primer día de debates del Foro Social Mundial realizado este año en Salvador, Bahía, entre los días 13 y 17 de marzo

João Felicio, presidente de la CSI, quien participó de la mesa de apertura del seminario, habló sobre el dominio del sistema financiero sobre la economía y las nuevas tecnologías que configuran un nuevo ciclo del sistema capitalista que impacta directamente en el mundo del trabajo.

Víctor Báez, secretario general de la CSA, estuvo participando de la mesa que debatió los desafíos para la organización sindical frente a la reorganización de la producción en cadenas globales, el avance tecnológico, la robotización y la digitalización. "El sindicato que necesitamos para enfrentar el poder de las corporaciones es el que organice a todos y todas las trabajadoras de la cadena de producción, que incluye desde el topo de la cadena hasta la base, pues todos los sectores son estratégicos. Debemos intentar organizar a todos y todas en redes nacionales, regionales e internacionales", afirmó Báez. “No hay más lugar para sindicatos por empresas o para sindicatos fragmentados. Las organizaciones internacionales deben ser democráticas para atender a las reivindicaciones de las organizaciones regionales y nacionales, en coordinación con las Federaciones Internacionales” completó.

La mesa sobre los derechos de los migrantes y refugiados fue comandada por el secretario de Política Económica y Desarrollo Sustentable de la CSA, Rafael Freire, quien reafirmó el posicionamiento político de la CSA sobre el tema reflejado en la PLADA que afirma el derecho a la libre circulación de personas y el derecho a no migrar y revindica derechos iguales que los ciudadanos nacionales y servicios públicos dedicados a los migrantes, además de la aplicación de una política migratoria continental.

CSA condena prácticas inhumanas de la empresa almacenes TIA contra trabajadoras/es en Colombia

La CSA manifiesta su profunda condena por el despido masivo al que fueron víctimas al menos 530 trabajadoras/es de la empresa Almacenes TIA a nivel nacional, a través de prácticas inhumanas, haciéndoles renunciar con documentos previamente redactados por la empresa

La Confederación Sindical de trabajadores y trabajadoras de las Américas (CSA), expresión continental de la Confederación Sindical Internacional (CSI), manifiesta su profunda condena por el despido masivo al que fueron víctimas al menos 530 trabajadoras y trabajadores de la empresa Almacenes TIA a nivel nacional, a través de prácticas inhumanas de manipulación y tortura sicológica, haciéndoles renunciar con documentos previamente redactados por la empresa.

Conforme comunicado de la Confederación de Trabajadores de Colombia (CTC), la empresa citó a las/os trabajadoras/es a clubes y hoteles en todo el país y con métodos claramente violatorios a los derechos humanos, valiéndose de sus necesidades, los aisló del grupo e individualmente les ofreció un dinero a cambio de su renuncia inmediata, presionándolos con la amenaza de que, en caso de no aceptar la propuesta de la empresa, serían sometidos a un proceso lento con el riesgo de quedarse sin nada. A las/os trabajadoras/es no se les permitió estar acompañados por la organización sindical que venía representándolos desde hace más de 50 años.

CSA reitera su pleno respaldo a la lucha de los pilotos de AVIANCA

São Paulo, 29 de septiembre de 2017

La Confederación Sindical de trabajadores y trabajadoras de las Américas, expresión continental de la confederación Sindical Internacional (CSI), reitera su pleno respaldo y solidaridad a la huelga de los pilotos de la aerolínea AVIANCA, agrupados en la Asociación Colombiana de Aviadores Civiles –ACDAC-, quienes han tomado esta medida a fin de llamar la atención sobre la constante violación de sus derechos laborales y la discriminación e injerencia antisindical perpetrada por AVIANCA.

Rechazamos rotundamente las declaraciones del señor Germán Efromovich, accionista mayoritario de AVIANCA, quien, lejos de dar solución a los puntos planteados en el pliego de peticiones de los pilotos agrupados en ACDAC, ha lanzado una violenta andanada de improperios, descalificaciones y amenazas contra los pilotos, promoviendo la estigmatización del sindicalismo colombiano, llegando incluso de forma prepotente a presionar a los jueces para declarar ilegal la huelga de los pilotos y reclamar la reforma laboral para el exterminio de la organización sindical y la negociación colectiva.

En relación a la conformación de un tribunal de arbitramento, es necesario aclarar que, conforme los órganos de control de la OIT, “el arbitraje obligatorio para poner término a un conflicto colectivo de trabajo y a una huelga sólo es aceptable cuando lo han pedido las dos partes implicadas en el conflicto o en los casos relativos a servicios esenciales en el sentido estricto del término … los transportes en general … y (el servicio que brindan) los pilotos de líneas aéreas”. Por tanto, un tribunal arbitral es improcedente. La intervención del gobierno para detener la huelga sería una violación flagrante de la libertad sindical, lo que denunciaremos ante las instancias internacionales de protección de derechos humanos.

La CUT de Colombia respalda a la CSA y su dirección continental y condena el proceso de división impulsado por la CGT

Bogotá, 17 de Marzo de 2017

En el año 2008 se constituyó en Panamá, la nueva Confederación Sindical de Trabajadores de las Américas – CSA – que es filial de la Central Mundial, Confederación Sindical Internacional, a las cuales se vincularon las tres centrales: la CUT, la CGT y la CTC de Colombia.

De esa manera las centrales sindicales más representativas de todo el continente hicieron parte de la Confederación Sindical de Trabajadores de las Américas -CSA-, desde la CLC de Canadá pasando por la AFL-CIO de Estados Unidos hasta las centrales sindicales CGT y CTA de Argentina pasando por la CUT Brasil y otras organizaciones sindicales Brasileras.

Se lograba así la más amplia unidad del sindicalismo de las américas con más de cincuenta millones de afiliados que muestra la representatividad y la capacidad organizativa de los trabajadores del continente

Se acaba de conocer en Colombia, a través de la CGT, una convocatoria para la constitución en el mes de abril de este año, de una nueva central sindical de las Américas, la cual se llamaría Alternativa Democrática Sindical y estaría conformada por una serie de organizaciones sindicales que ahora definitivamente han tomado la decisión de generar un proceso de división de los trabajadores.

Atacar a inmigrantes y refugiados perjudica a toda la gente trabajadora

Las tres órdenes ejecutivas sobre inmigración que fueron anunciadas por el presidente Donald Trump son un insulto en contra de nuestros principales valores como sindicalistas y como estadounidenses. Construir un muro en nuestra frontera, utilizar a los inmigrantes y refugiados como chivos expiatorios, y cerrar las puertas a personas de fe musulmana, no ayudarán a realzar a las familias trabajadoras de nuestro país. Al contrario, estas órdenes inducen el miedo a las redadas entre los trabajadores, promueven el empleo de perfiles raciales y degradan nuestras protecciones constitucionales básicas. Como tales, constituyen un ataque claro en nuestros miembros, puesto que este temor es un obstáculo directo al derecho de los trabajadores de organizarse y negociar colectivamente. Realizamos un llamado en el presidente Trump para que revoque estas órdenes.



Somos mejores que esto. Nuestra nación nunca debe dar sus espaldas a la gente que está huyendo de la violencia y la opresión, solo por su lugar de origen o la religión que practican. Hacemos un llamado a los líderes de este país para que honren con sus actos nuestra larga y gran tradición de darle una guarida segura a aquellas personas que buscan una mejor vida. Ofrecemos nuestra solidaridad y apoyo a las familias trabajadoras que han sido perjudicadas por esta restricción de carácter discriminatorio.



Como el mismo surgimiento de acciones de los miembros de nuestros sindicatos y líderes a través de todo el país lo ha demostrado, el movimiento sindical se adherirá a nuestros principios básicos de solidaridad, dignidad y respeto para la gente trabajadora de todas las razas, fes y estatus migratorio. El movimiento sindical continuará defendiendo a todos los miembros de nuestros sindicatos y nuestras comunidades, cuyas vidas y derechos están siendo amenazado por estas políticas opresivas.

Subscribe to RSS - CSA